A media noche veo la tarde

 

Se queda hueca y para eso no hay nada que pueda hacerle o por lo menos nada que me enseñaran. De vez en cuando lo intento vaciar a mano, dejando su propio agujero, en esa oquedad que no deja sitio para nada y,que impide que se llene arrastrando lo creativo fuera. Ninguna cosa que valga la pena. O tenga la intención de llevarla por mejor camino y, con eso solo me he prestado a referir a una baja más de los que pretendían ser felices o intentaban tener una existencia más satisfactoria.

images (71).jpg

Quien puede irse a la cama con la sensación que ocurrió algo que mereció la pena ese día, que no tiene por que tacharlo sin mas en el calendario. No todo lo que hacemos en las 24 horas nos parecen las mejores ideas, pero solo con la tentación de hacerle al tedio lo imposible y ser capaces de provocar un día diferente a otro. Terminar por aprender mil y una manera de moverla cintura para hacer quiebros a las sonrisas falsas, a todo aquello que nos impide sentarnos por encima de nuestras sillas y convertirlo en un trono y no en un forúnculo. El féretro para gatos de porcelana que es, que tan solo pueden mirar.

images (69).jpg

 

 

Fue estupendo escucharte, estar contigo, Eso fue ayer y hoy hay que contar secretos nuevos al viento. Se me queda la cuchara a la nariz pegada, como el truco de un clown que de tanto reirse  lo demás no saben a su lado permanecer callados y, estallar en una sonrisa liquida como el mar. Te envuelve de tanto mirarla, que te empapa y se cuela por cualquier lado. Estación de otoño, días grises. Se apelotona el cielo, es un trozo de cemento que se deja caer encima, amenaza como una losa. Peor pues vive y se alimenta del miedo, captura todo lo que tenemos amenazando con quitárnoslo. Una gota de aceite en la mano de quien lo sujeta y hace más fácil que se le escurra y se desplome.

images (68).jpg

Parece que nuestros enemigos hicieron un trato a espaldas, que fuesen ellos quienes oyeran caer después de tirar del último resorte del que dependemos. Y en estas te veo brillar, una estrella ciega, roja, a punto de extinguirse. Si todo fuera tan oscuro no nos giñaria los ojos de esa manera, dejando que la esperanza nos destrozara todas las ilusiones que pudiese. Creo en la esperanza pero eso seguro, que fue antes de conocerte, ahora no me queda otra que mirarla por el suelo derramada.

images (72).jpg

Un minuto, todo muerto, todo absurdo. Hasta tus labios para un último beso frío. Un solo instante, un solo engaño, una sola partida intentando que las lápidas dejen huecos entreabiertos, imposibles. Escarbando entre los ataúdes dedos de vuelta, contra el suelo. Imaginado estelas.  En contra de las flores frescas.

9aac1dbc12fdf65c7baa9a07b881fc20.jpg

 

 

Anuncios

Un comentario en “

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s