Impreso en el televisor

 

No existen claves que no se supieran, en todo el barrio, era capaz de colarse en cualquier partida de cartas por muy exclusiva que se creyera o pelea de perros, todo total para salir asqueado  como salía siempre con la cara hecha un trapo, por lo que ingería. Normalmente la mitad cortado, la otra mitad fiado. Se movía, de una noche a otra de un sitio a otro hasta que se encontraba a gusto en un lugar y era capaz de estropearse  a si mismo en ese sitio lo suficiente como para que prefiriera no verlo. Al final tenía el don de ganarse el cariño de casi todo el mundo. Los otros era mejor no hablarlo por que seguramente no eran ni personas o carecían conciencia de serlo.

imagesjhjjhjh.jpg

Tenía montado en su casa un Belen enorme, de esos inmensos y cuyos vecinos sabían de buena tinta que cuando se quedaban sin noticias los de televisión ,se pasaban por  allí, para ver si conseguía ,que se lo enseñara, para que por lo menos  rellenara hueco en su franja. Lo tenía montado todo el año y lo iba mejorando. aunque pareciera imposible, solo se lo mostraba entre mediados de Diciembre y Enero.

ojosçñç´´ç.jpg

Los sabores que se venia a la boca parecían casi siempre los mismos y, si era capaz de diferenciar uno los, podría decir que era como un día de fiesta. Se quedaba en las escaleras mirando y era incapaz de explicarle cuando era medianoche y se escapaban la personas y las esperanzas de su casa, era por falta de dinero, había que salir para remediarlo. Algo que prefería mantenerse en la oscuridad, no podía adivinarse a primera vista. Me miraba  y se quedaba en la puerta, lo único que podíamos atesorar era ese guiño  a modo de última esperanza jugando con todo lo que quedaba en la penúltima tienda. Mejor que no adivinara lo que iba a hacer a continuación,  pero si tenía que saber algo era  que aún contaba con la ilusión de encontrarme su sonrisa a su vuelta.

´ñ´ñ´ññ.jpg

Me movía y notaba el cariño de un sitio a otro, también el rencor, pero de este prefería ni hablar, no tenerlo en cuenta. Todo lo teníamos al 50%  me veía de espaldas y, debía decidir si avisarme de mi próxima suerte, o besarte en la próxima jugada. Miro al suelo y puedo ver como cambio de pie de vez en cuando, lo que me queda por aprender. Se juntan los primeros días con las veces que aconsejabas cual era el camino que debía tomar. No tiene por que ser cierto  ni por que ser el mejor.  Brillaba la sinceridad y con eso me valía. A pesar de tomar el camino que me convenía. Por el que iba a luchar.

descarga (45).jpg

Un agujero inerte, algo por lo que hablar, se que vas a esperarme, justo antes del final. En un perchero, directamente colgado, sin ninguna otra promesa o certidumbre, poniendo encima la losa que ya te cubre de antemano. Lo que creíamos que te convendría. El libro en blanco imposible de escribir, que se volvía entre nosotros una y otra vez. No era lo mismo echarte de menos que volvieras otra vez. Todo el día intentando lo mismo con los ojos tapados y, moviendo la cabeza atrás. No se puede ser lo que una era antes. Pequeñas dosis de estupidez. Ando por debajo del agua. No paro de chocarme una y otra vez, mientras me intento ahogar.

tumblr_static_filename_640_v2 (8).jpg

Anuncios

Un comentario en “

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s