Contra la pared

Las gafas de color azul me muestran la realidad de una forma diferente a como solíamos verlo de antaño. Todo roto. Lleno de grietas en el suelo. Por donde el sumidero nos absorbe con gran facilidad. Cuchillos clavados en el techo. Buenas intenciones que se las lleva el río hasta no dejarnos respirar. Ciertas promesas incumplidas. Más allá de nuestras intenciones. Se escapa por el único hueco que se ve libre. Cantando en playback. Sin saborear nada de lo que corrompe. Nos aferramos a estas pequeñas aceras. Fabricadas para males mayores, donde se pueden escuchar los lamentos de nuestros predecesores.

universos-paralelos-un-viaje-a-la-realidad-alternativa.jpg

Intentándolas llenar de júbilo. De juergas nocturnas y de sentimientos a deshora. Tal vez lo consigamos si seguimos poniendo todo el ímpetu. Platos rotos por el suelo. Estadísticas que nos señalan lo contrario. Incapaces de remontar ningún partido. Aspas que trocean todo lo que se les acerca. Con un poco de suerte iremos de cabeza, sin sentir como se nos quiebran los huesos. Tardes que se mueren sin que  nadie les eche una ojeada. Solos pendientes de la cuenta a pagar. Con los dedos pegados. Y las bolsas llenas de basura, que se acumula en un soportal. Incapaces de hacer nada por el hedor acumulado.

50_formas_de_ser_mas_humilde_y_actuar_humildemente.jpg

 

El ruido se queja del silencio, que no le deja vivir. Se regocija entre el justo momento de decir que si. En una boda, en mitad de un trato, en los juramentos de una amistad. En el preciso instante. Al fondo de un tugurio en el que la vida se esta empezando a esconder desde hace unas semanas. Desde que se vio perseguida. Los por si acasos se pudren en mitad de un armario, y los tequilas les empiezan a hacer ascos. Mientras se pierden en el tubo catódico de una televisión antigua.

mecanismos-defensa-tlp.jpg

Todo por el suelo. Como si fuese mentira. Y no me queda otra que ver las apuestas desde el burladero. Guiño los ojos, y la felicidad se esconde en los bolsillos de un demente que fuma puros habanos y se entretiene con el picador de reses bravas. A más sangre más saliva le cae de la comisura de los labios. Más humo hecha de su puro, con diversas formas, se divierte. Tapas tu cara con un maquillaje especial que hace que ni siquiera te quiera reconocer . Que me equivoque de estatua en la plaza en la que quedamos para huir de una vez.

demonio-y-angel-dibujo-fondo.jpg

Enteradores de sueños y banderillas de sangre. Ruleta rusa corrompida a la que nos aficionamos. Salir por pies, en el subsuelo, ataviados con ropa que no es de nuestra talla. Teléfonos fuera de cobertura. Nos quedamos el uno al otro. Y los dos a las vías. A la seducción de un affaire con huida. Con las manos llenas de fracaso de los otros. Dejándoles desangrados. Humillados por la tortura que nos quisieron imponer. En otro sitio, en otra ciudad, un vaivén. Juntos sin saber donde dormitar. Sin separarnos. Sin opción a dejarnos caer.

n079p03.jpg

Anuncios

Un comentario en “Contra la pared

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s