Controles

-Estate al quite, me decía. Y alrededor todo se desmoronaba. Lo objetos me caían sin aparente control. Todo por los suelos. Una especie de torrente que el mismo había iniciado, y al que yo no sabía ponerle fin. Los días secos se habían acumulado y con ellos el polvo que levántabamos al caminar, el mismo donde se podían leer nuestras desdichas. Se me cae el pelo de una forma atroz a pesar de gozar de una gran melena. Creo que son estos tiempos en los que las peleas son diarias. Se me alborota el cuerpo. Tengo el labio partido por el último encontronazo.

c78612b7157e48f9523f8de7577bc145.jpg

Por lo demás todo sucedía con luna calma mortal que nos habíamos inventado. Los golpes duelen no solo cuando los recibes, persisten en la memoria, y en el orgullo. Estos se estaban haciendo grandes, mayores de edad. Escondidos en los mismos lugares de siempre asomando la cabeza. Nada conseguía hacernos callar, y mucho menos amedrentarnos. Como nacidos bajo la luna llena llevamos nuestros cuerpos a la algarabía y poesía a partes iguales. Doler a quien causa daño se convirtió en cada uno de nuestros minutos. Y así vivimos.

giphy (11).gif

 

En ocasiones en los murmullos de las abuelas en la puerta de una cocina que nos encubre, y otra a voz en grito en mitad de una plaza en la que mostrar nuestro antifaz. Niños bebiendo de un manantial. Sobornado a base de besos y fruta fresca. Logro pasar casi cada día entero junto a ti. Y no hace falta más para que todo empiece bien. Se forja en la aurora todas las versiones posibles de una misma canción. Todos ocultos en una intención que nos ducha con palabras de verdad y llamadas de teléfono que comunican. Encerrados en nosotros mismos, infames de verdad.  Se esconde en cada sinónimo de Libertad un matón que nos escupe.

giphy (13).gif

Ahora a la hora de la verdad sacamos la cara llena de llagas sin miedo a que se pueda huir. Y puedo leer en cada mano oscura como se tienta a los callos. Como se rompen las cadenas. Tumbados al sol, y cantando las viejas tonadas que aprendimos. Negándonos a ser pisoteados, y volviendo a tus ojos de color miel. Recitaste una nueva vez. Cada una de tus palabras que surge de ti. Y nos abrazamos. Imposibles de implorar. Al margen de cualquier látigo o ley que pretenda mentirnos. Lloverá si no ha llovido, sobre las letras que amargan a tu pueblo.

Vean+que+bien+la+pasa+esta+muchachona_.gif

Divertido, cada día vuelvo a ti. Abrazado sin que sea imposible que nos deporten a otro lado. A la otra orilla donde posas tus pies limpios y amamantamos nuestros sueños. Donde pierdo y vuelvo a recordar. Allí donde te reencuentro y no dejamos pasar ni un solo instante sin estar entrelazados. Como la rosa de los vientos frente al mar. Besos y versos clavados en la piel. Repitiendo una y otra vez.

 

tumblr_static_filename_640_v2 (13).gif

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s